MERINO, Manuel - Suena el run run

Suena el run run

Suena el run el run y no es precisamente el de mi corazón. Para mal suyo vivo en el casco antiguo. Que sí, que está muy bien la zona. Solución cercana al papeleo, tiendas, servicios e inmejorable entorno. Pero no me acabo de acostumbrar al catálogo de ruidos. Al principio, lo de levantarme al son de las campanadas de la Catedral y la ermita la Soledad tenía su encanto hasta que comprobé que durante los fines de semana se escucha el repicar campanero desde bien temprano a modo de martillo percutor. Me cuenta una pareja de amigos que su dormitorio se encuentra a apenas unos metros del templo. Imagino que será como dormir abrazado o colgado de la campana. Una pesadilla.

Lo de los bares de copas merece un capítulo aparte. La tranquilidad nocturna se ve alterada por los que se toman fuera el cubata, a pesar de que se está aplicando mano dura al respecto. Pero da igual. Si hay que salir sin copa se sale. Está el que se fuma el cigarro, el que llama a la novia/o, amante/o, amigo/a. Después tenemos las despedidas de soltero o soltera. Temo a los que van provistos de un megáfono. Suelen llevar la voz cantante, manejan el cotarro y tienen poca o ninguna vergüenza.

También está el ruido sobre ruedas. Los tuning amarillo fosforito, dado negro o atrapa sueños mediante colgado del retrovisor. Pasan por las estrechas calles a cien por hora y lo curioso es que tocan el claxon en los cruces. No vaya a ser que tengan un accidente, ellos tan prudentes. El ruido de las motos. La potente, la scooter y la del escape libre. Vamos, una orquesta. Y claro, puestos a hablar de música no puede faltar el trombón. Ese sonido lo pone el camión de la basura. Me da que tenemos los más ruidosos de la Unión Europea. Es como viajar en un avión descapotable de Ryanair.

Y un último ruido. El del operario de la limpieza que arrastra en torno a las cinco de la madrugada los contenedores de quita y pon. Una tortura para los oídos. Y prometo que se escucha hasta que llega a la Plaza de España. Pues nada, ahora que no sabemos si tendremos Orquesta de Extremadura, les invito a los conciertos del casco antiguo, eso sí, apaguen el móvil hasta que acabe la función, no vaya a ser que joroben la obra maestra.

MERINO, Manuel

Hoy (03-10-2011)

  • BADAJOZ: Campanas, campaneros y toques
  • Ruido y denuncias: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    Buscar campana, campanario, población, fundidor, año fundición, epigrafía, autor, artículo
    © Hoy (2011)
    © Campaners de la Catedral de València (2017)
    campaners@hotmail.com
    : 31-03-2017
    Convertir a PDF