AGUADÉ, J. - Campanas de enhorabuena

Campanas de enhorabuena

Medio centenar de personas acuden al 'toc y repic' de ayer aunque ya se temen que con el nombramiento cada vez acuda más gente

Los Campaners reciben la noticia del BIC tocando la vespra de la Inmaculada

Lo único que piden por el reconocimiento es que 'El Micalet' vuelva a tocar las horas de noche

Llop hace una indicación ayer mientras toca las campanas de la Catedral. - Autor: TORRES, Damián
Llop hace una indicación ayer mientras toca las campanas de la Catedral. - Autor: TORRES, Damián

Ayer sonaron las campanas de la Catedral. Ayer, el Consell inició el expediente que desembocará pronto en el nombramiento del volteo de la seu de Valencia como Bien de Interés Cultural (BIC). Y ayer porque era la 'vespra de la Inmaculada' y era el día de hacer un 'Cor' y 'Repic'.

A las cuatro y media de la tarde medio centenar de visitantes a la torre del Micalet se encontraron con la grata sorpresa de que la sala de campanas estaba abierta. Y no es muy habitual ya que sólo se abre 63 días al año. Ayer alguno pensaba que tocaban por la alegría del reconocimiento que aún está por llegar, pero Francesc Llop, presidente de los Campaners de la Catedral, lo dejaba muy claro: «Un reconocimiento de este tipo no cambia nada por dentro, las campanas son las mismas y suenan igual que hace 500 años. Lo que ocurre es que la percepción desde fuera ahora puede ser diferente, pero las campanas son las mismas y nosotros somos los mismos voluntarios comprometidos con el patrimonio que lo éramos hace unos días».

Ellos pidieron en 1988 que las campanas que entonces sonaban automáticamente volvieran a tocarse manualmente. Les dejaron y hasta hoy. Son una treintena de amigos y de locos por el sonido fino pero contundente de las once campanas valencianas.

Como no tocan todos los días a Llop le cuestan los 149 peldaños que hay desde el pie del Micalet hasta la sala de las campanas. Tampoco ensayan así que se aprende con la práctica, primero viendo y luego 'quitando' la cuerda a los que más tiempo llevan.

Junto a Llop un grupo de voluntarios de lo más variopinto. Jóvenes y mayores, alguna mujer, estudiantes y trabajadores. Todos unidos por la devoción de hacer sonar las campanas.

Con la presumible declaración de BIC, Llop espera que vaya más gente a verles tocar aunque ayer ya sea por ser puente o por casualidad casi que no cabía un alfiler en el sonoro espacio de la Seo.

Llevan casi 25 años tocando la María (3.500 kilos), la Caterina (construida en 1305) y las otras nueve campanas que hay en la torre valenciana. Y lo que tienen claro es que el BIC ni les va a cambiar a ellos ni tampoco su situación. «Nosotros no pedimos nada ahora con este reconocimiento. Todas las campanas están bien conservadas y al ser voluntarios poco o nada necesitamos». Aunque sí que tiene una petición para un par de quisquillosos vecinos: «Sólo pediría que se retirará la prohibición de tocar las horas desde las doce de la noche a las ocho de la mañana. El Micalet (por supuesto habla de la campana que da nombre a la torre y no al revés) es parte del patrimonio sonoro de la ciudad de Valencia y debería tocar las 24 horas del día».

AGUADÉ, J.

Las Provincias (08-12-2012)

  • VALÈNCIA: Campanas, campaneros y toques
  • CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA (VALÈNCIA) : Toques y otras actividades
  • Protección legal campanarios y campanas: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    Buscar campana, campanario, población, fundidor, año fundición, epigrafía, autor, artículo
    © Las Provincias (2012)
    © Campaners de la Catedral de València (2017)
    campaners@hotmail.com
    : 20-09-2017
    Convertir a PDF