DOMINGO, I. - Los turistas, divididos sobre colocar vallado en los monumentos

Los turistas, divididos sobre colocar vallado en los monumentos

Algunos vecinos opinan que el problema reside en la «falta de educación e incivismo» de la gente

Los visitantes creen que las medidas para evitar imprudencias en el Micalet o en el Palau de les Arts podrían afear la vista de los edificios

División de opiniones entre los turistas que ayer transitaban por las plazas de la Reina y de la Virgen. Si hace unos días era la Conselleria de Cultura la que anunciaba la colocación de una barandilla perimetral para evitar las escaladas en el pilón de la pluma del Palau de les Arts, este periódico avanzaba ayer que la Catedral estudia reforzar el vallado de la torre del Micalet para evitar las imprudencias de los turistas.

El anuncio ha generado opiniones dispares, especialmente en el caso del emblemático monumento valenciano, quizás porque es uno de los más fotografiados y visitados. Sólo en agosto del año pasado alrededor de un millar de visitantes ascendieron sus 207 escalones para sumergirse en la historia de la Catedral y admirar Valencia a 51 metros de altura.

Maica Navarro, de Sevilla, era una de las que ayer se disponía a realizar el ascenso. Preguntada por el refuerzo de los sistemas de seguridad esta mujer aseguró que la decisión es «adecuada, sobre todo para que no se lancen objetos, como he leído mientras desayunaba». A su juicio, «las imprudencias de unos pocos las pagamos los demás porque podría llegar a pasar que no dejen acceder a la torre».

Mientras, Pepe Corbí, que acudía a comprar «algunos recuerdos para unos familiares» al puesto de los seguidores de la Virgen mostraba su rechazo. «Es cuestión de más educación y civismo. Creo que la administración pública no tiene que estar para cosas así. Es culpa del bajo nivel cultural de la gente y de la poca percepción que se tiene del riesgo». No obstante, el coste del refuerzo de la seguridad no saldría de las arcas de la Conselleria de Cultura, sino del Cabildo de la Catedral. Cultura tan sólo se limitaría a autorizar el proyecto debido a que el edificio cuenta con protección de Bien de Interés Cultural.

Quitar visibilidad

Deli Ortega, de Madrid y de visita de fin de semana con unos amigos, no entendía por qué «hemos tenido que llegar a estos extremos». Para ella, la intención de la Catedral es la «correcta». Eso sí, «habrá que ver qué se pone que no quite visibilidad o que afee al monumento». Con esto apuntaba una posible red para evitar el lanzamiento de botes de refresco, a la que ya hizo referencia el responsable del Gremio de Campaneros, Francesc Llop.

Para Sergio Martínez, de Valencia, «esto nos pasa por no potenciar un turismo de más alto nivel. Y el ejemplo lo hemos visto en Fallas, con los jardines y las plazas repletas de gente con bocatas y refrescos y la ciudad sucia. Se necesita más educación». Además, respecto al Palau de les Arts, propuso reforzar la presencia de vigilantes de seguridad. En el caso del edificio diseñado por Santiago Calatrava, la Conselleria de Cultura anunciaba a mediados de semana que colocará una barandilla perimetral curva en acero inoxidable, similar a otras que han sido colocadas en el Museo de las Ciencias.

DOMINGO, I.

Las Provincias (15-04-2013)

  • VALÈNCIA: Campanas, campaneros y toques
  • CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA (VALÈNCIA) : Toques y otras actividades
  • LLOP i BAYO, FRANCESC (VALÈNCIA) : Toques y otras actividades
  • Visitas a campanarios: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    Buscar campana, campanario, población, fundidor, año fundición, epigrafía, autor, artículo
    © Las Provincias (2013)
    © Campaners de la Catedral de València (2017)
    campaners@hotmail.com
    : 18-11-2017
    Convertir a PDF