MARRAHÍ, J. A. - Cultura inicia el proceso de protección de 70 campanas valencianas por su valor histórico

Cultura inicia el proceso de protección de 70 campanas valencianas por su valor histórico

Las piezas se deberán reparar respetando las formas originales, se preservarán los toques manuales y se prohibirá su apoyo en el suelo

Las piezas catalogadas por la Generalitat están fechadas entre 1250 y 1659La resolución define cómo deben ser los mazos y aconseja los soportes en muros


L'Úrsula. Una de las campanas góticas de la Catedral de Valencia, del año 1438

El mayor conjunto
Está en la catedral de Valencia. Agrupa cinco de las campanas góticas en proceso de ser declaradas BIC. Son Caterina, el Jaume, l'Úrsula, el Micalet y la María.
La más pesada
La campana el Micalet de la Catedral de Santa María es la más pesada de cuantas contempla el catálogo. Pesa 7,5 toneladas, tiene 235 centímetros de diámetro y fue fundida por Lluís Trilles en 1539.
Las más ligeras
En el inventario de la Conselleria de Cultura hay varias que pesan sólo 5 kilos. Son las joyas góticas más pequeñas. Una de ellas cuelgan en el convento de San Joséy Santa Tecla de Torrent. Otra de las piezas más lígeras, con similar peso, es la campana de Santa Ágeda, en la campana de San Rafael de Ontinyent.
Antigüedad
Las campanas más antiguas datan de 1250. Son los años de fundición de la campana gótica del convento de San José y Santa Tecla de Torrent y la campana de cuartos de la parroquia de San Miguel Arcángel de Soneja. La más moderna es la campana de horas de la catedral de la Asunción de Segorbe (1659).

Las campanas tienen mucho en común con las personas. Tienen nombre. Celebran los amores, miden el tiempo y lloran las muertes. Y también necesitan mimo y cariño. De hecho, así lo admite la Conselleria de Cultura para explicar por qué va a convertir en Bien de Interés Cultural (BIC) 70 campanas góticas de la Comunitat.

«Son el único instrumento musical que apenas varía de sonido a lo largo de los siglos. Cualquier cambio, de yugo, badajo o ubicación en la torre, modifica su sonoridad y puede poner en peligro su misma existencia». Por ello, «las antiguas deben tratarse con extremo cuidado, especialmente las anteriores al siglo XVII», muy abundantes en nuestro territorio.

Las campañas de inventario impulsadas desde Cultura ha dado como resultado un largo catálogo con campanas fechadas entre 1.250 y 1659. Son joyas de nuestro pasado que llevan siglos sonando y ahora, al fin, merecen un tratamiento especial que se resume en el régimen de protección que se ha establecido.

Como norma general, «cualquier intervención en estos muebles» deberá proponerla la conselleria. Además, se fijan unas austeras condiciones en caso de restauración. Por ejemplo, todo cambio en las instalaciones tradicionales «se justificará y documentará».

En caso de daño en alguno de los componentes de estas campanas no vale cualquier pieza de sustitución. «Deberán restaurarse, y en su caso reponerse, los yugos exclusivamente de madera, manteniendo o recuperando en lo posible las formas originales locales».

Al mismo tiempo, «debiera evitarse la mecanización de las campanas, reservándolas para toques manuales». La resolución de Cultura impide también «el uso de electromazos externos» para hacer resonar nuestros tesoros de los campanarios. En lugar de estos sistemas habrá que usar, en la medida de lo posible, «el propio badajo, tirando de él por medios manuales o mecánicos». Éstos, y en su caso los mazos externos, «tendrán unas medidas inferiores al 10% de las habituales».

Otras medidas para proteger estos bienes son soportes de las campanas a nivel del muro, recuperando los huecos tradicionales, imposibilidad de refundirse en caso de rotura o empleo de rellenos por soldadura. En las intervenciones con las campanas, éstas jamás se depositarán sobre el suelo, «sino en soportes más blandos que el bronce».

Francesc Llop es el Presidente de la Asociación de Campaners de la Catedral de Valencia. Valora así la protección de las campanas: «Era muy necesario. Sólo hay esas 70 campanas antiguas en nuestra región. Hay que mimarlas para que las gocemos nosotros y los hijos de nuestros hijos. Oyendo una campana del siglo XIV escuchamos el mismo sonido que escuchaban en la Edad Media, de ahí la importancia de preservar al máximo su sonoridad».

MARRAHÍ, J. A.

Las Provincias (03-06-2018)

  • ONTINYENT: Campanas, campaneros y toques
  • SONEJA: Campanas, campaneros y toques
  • TORRENT: Campanas, campaneros y toques
  • VALÈNCIA: Campanas, campaneros y toques
  • CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA (VALÈNCIA) : Toques y otras actividades
  • Protección legal campanarios y campanas: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    Buscar campana, campanario, población, fundidor, año fundición, epigrafía, autor, artículo
    © Las Provincias (2018)
    © Campaners de la Catedral de València (2018)
    campaners@hotmail.com
    : 10-12-2018
    Convertir a PDF