ANDALUZ, Cándida - ¿Por qué doblan las campanas de la catedral?

¿Por qué doblan las campanas de la catedral?

Una empresa instala un nuevo sistema eléctrico para adecuar y dulcificar su toque

Un sistema eléctrico hará más dulce el son de las campanas de la catedral














Una empresa instala un nuevo sistema eléctrico para adecuar y dulcificar su toque - Autor: VILLAR, Miguel / LA VOZ DE GALICIA

Durante estos días tocarán más que nunca, a distintas horas. No será por entierros, alarmas, misas diarias o por las ánimas. Pero deben aprovechar, parar y disfrutar. Las campanas de la catedral de Ourense se renuevan o, mejor dicho, se adaptan a los tiempos. Trabajadores de la empresa murciana Tradición en Relojes y Campanas obran estos días en uno de los rincones con más historia de la ciudad con el objetivo de instalar un nuevo sistema eléctrico que adecuará y dulcificará -sin perder su esencia- el repique de toda una ciudad. No solo eso, también revisan los yugos y el ajuste de la madera, tratando estas zonas con su color original, almagre (rojo de hierro) a poro abierto, para que estén más protegidas de las inclemencias del tiempo.

Pero la parte más importante tiene que ver con el sonido. Aunque los edificios culturales y monumentos como la Catedral de Ourense, con más de cien años de historia, no tienen que adecuar sus decibelios a la normativa de la ciudad, sí que se pretende tamizar su toque. No tanto para cambiarlo sino como consecuencia de su arreglo, ya que el estado de deterioro de los badajos transmitía un eco no acorde con su sonido original. «El badajo se queda, pero acoplamos un electromazo que es el que golpea la campana. Se ha elegido este porque se le puede acoplar una bola de bronce, que lo que va a hacer es un toque más dulce sobre la campana y el sonido será más agradable. Así sacaremos el sonido real de todas y cada una de las campanas de la catedral», explica Francisco Carretero, de Tradición en Relojes y Campanas, encargada de las obras. Permitirá, aunque parezca contradictorio -al cambiar badajo por electromazo-, que se aproveche el sonido real del bronce: «Antiguamente el martillo golpeaba muy muy fuerte con una bola de hierro y hacía un sonido propio, pero con una bola de bronce es más adecuado. El toque será más amortiguado y no tendrá tanto estruendo».

Una vez que concluyan los trabajos, que se prevé no se alarguen más de dos días, las campanas de la catedral estarán atomizadas e informatizadas. Esto quiere decir que se tocarán desde una central de mando (un ordenador) y también a través de Software que puede comunicar con ese ordenador. «Una vez que queda todo instalado, lo que hacemos es recuperar los toques, informatizados, con la misma tradición de orden y ritmo que tenían antes. Se hace un programa inicial en el que se indica el tipo de campana y el ritmo que va a llevar y lo ejecuta cuando se le dice. Un sistema moderno pero respetando el toque tradicional», explica Carretero. La instalación de este sistema eléctrico también ha servido para comprobar el estado en el que se encuentran las campanas de la catedral ourensana. «El bronce está en un estado óptimo, muy bueno. Pero lo que es necesario cambiar, que se tendrá que hacer en un proyecto posterior, es el yugo. Necesita una intervención, porque lleva mucho tiempo sin cuidarse y si a la madera no la cuidas se va deteriorando», afirma el experto.

Tres trabajadores se enfrentan a la ilusionante misión de hacer historia a 40 metros sobre el suelo. Todas las medidas de seguridad son necesarias, como para cualquier otro trabajo en altura, pero en este caso aún más, si se tiene en cuenta que en sus manos, además de toneladas de kilos, hay muchos siglos de historia. La suerte ha sido, y de esto saben mucho estos trabajadores, el cambio en la meteorología. Quizás el sol se ha aliado para el arreglo de las campanas o el buen tiempo lo han traído de tierras murcianas.

Catalogadas

Las vistas desde la torre de las campanas son espectaculares, tanto de puertas para afuera, las de la ciudad, como las interiores, las de las ocho campanas, inventariadas por el Ministerio de Cultura. El Gremi de Campaners, que cataloga en España todos estos instrumentos, habla de la importancia de estas ocho campanas litúrgicas -en la catedral hay dos más, las del reloj- y explica que las dos más antiguas datan de 1780. Sobre su estado destacan: «Debe repasarse la mayoría de los mazos motorizados, que se bajaron y golpean la campana correspondiente con riesgo de rotura inmediata. La propuesta global pasa por recuperar los toques propios de esta Catedral, protegiendo las campanas litúrgicas, situando las rejas por delante y no por detrás».

Parte de este trabajo ya lo está haciendo Tradición en Relojes y Campanas, que se dedica a su restauración, instalación y electrificación. Con experiencia en toda España e incluso en Hispanoamérica, este no es su primer trabajo en Ourense. El contacto con la catedral ourensana surgió a raíz de un trabajo que realizaron el año pasado en el Mosteiro de San Clodio, en el concello de Leiro. «Restauramos un reloj interior del siglo XVII, que no tiene esfera a la calle. Nos llevamos una pieza y precisamente esta misma semana iremos hasta allí para montarla», relata Francisco Carretero.

Desde lo alto de la ciudad de Ourense se esperan renovados toques de campanas que, aunque puedan pasar desapercibidos para muchos de los ourensanos que transitan por el casco viejo de la ciudad, serán a partir de esta semana los que acompañen a las generaciones venideras.

ANDALUZ, Cándida

La Voz de Galicia (18-04-2018)

  • OURENSE: Campanas, campaneros y toques
  • TRADICIÓN EN RELOJES Y CAMPANAS (PUENTE TOCINOS) (MURCIA) : Intervenciones
  • Electrificación, mecanización sin restaurar: Bibliografía

     

  • Volver a la página anterior
  • Menu inicial CAMPANERS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA
    Campaners de la Catedral de València
    © La Voz de Galicia (2018)
    © Campaners de la Catedral de València (2020)
    campaners@hotmail.com
    : 02-12-2020
    Convertir a PDF